El examen general de conocimientos representa una opción de titulación -en la modalidad escolarizada- que tiene como objetivo que el sustentante dé cuenta de los conocimientos y habilidades propios de un licenciado en filosofía.